Descálzate... y toma el camino para salir de la ciudad.



La ciudad no está diseñada por las personas que viven en ella, ni está diseñada tampoco para las personas que en ella viven. La ciudad, las ciudades, están casi todas diseñadas por una élite que ha tenido en cuenta unas plantillas geométricas basadas en la mayoría de los casos en la magia negra. Lo que estás oyendo. La mayoría de esas plantillas geométricas producen una energía que busca el control mental de la población.

Ahora se está empezando a saber que el asfalto no deja que el plasma circule de abajo arriba, es decir que el asfalto impide que el plasma salga de la tierra y regenere y revitalice a los que allí viven, el asfalto es pues un preservativo que lo que pretende es crear personas dedicadas al consumo y a consumirse.